Lo que produce el habla: Su anatomía del habla

Un sistema de filtro de fuente produce el habla humana. El habla comienza con una fuente de respiración. El flujo de aire que comienza en los pulmones hace que el sonido se produzca a través de la vibración y el silbido en la laringe (también conocida como su caja de voz) en su garganta. A continuación, se da forma a este sonido a través de un filtro, los conductos de la boca y la cavidad nasal (nariz). A medida que se mueve la lengua por la boca hacia diferentes áreas, se crean diferentes formas de tracto vocal en forma de tubo. Estas formas dan lugar a diferentes sonidos. Aquí hay algunos términos importantes relacionados con la anatomía del habla:

  • Cresta alveolar: Una cresta ósea en el techo de la boca, aproximadamente media pulgada detrás de los dientes superiores.
  • Glottis: El agujero (o espacio) entre las cuerdas vocales de su garganta.
  • Laringe: También conocida como la manzana de Adán, es la caja de voz hecha de cartílago en la garganta que sostiene las cuerdas vocales.
  • Labios: Importante para la formación de consonantes como en “pat,” “bat,” “mat,” “fat,” “vat,” y “wet”. Se sobresalen por algunas vocales.
  • Paladar: Techo de la boca, dividido en paladar duro (frente) y paladar blando (dorso).
  • Faringe: Un tubo que conecta la laringe con la cavidad oral (boca), ubicada en la parte posterior de la garganta.
  • Dientes: Se utiliza para hacer sonidos dentales como /θ en “dientes” y /ð/ en “esos”.
  • Lengua: El órgano más importante de producción de voz. Un músculo grande capaz de realizar cambios de forma sorprendentes, utilizado para hablar y alimentarse.
  • Uvula: Un pedazo de tejido colgante al final del paladar blando (el vello) que puede actuar como un lugar de articulación para las consonantes en muchos idiomas.
  • Velum: Otro nombre para el paladar blando, la parte posterior del paladar que no está soportada por el cartílago óseo.
  • Las cuerdas vocales: También conocidas como cuerdas vocales, son dos pequeños colgajos de músculo (de aproximadamente media pulgada de largo) en la laringe que vibran y crean el habla.
  • Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *